domingo, 17 de septiembre de 2017

La ciencia y las humanidades deben unirse para un futuro mejor

Existe una gran desconfianza hacia las humanidades, sólo escuchamos que las carreras del futuro son ciencia, tecnología, ingeniería y matemáticas. No sólo se va encaminado a los alumnos a las carreras de ciencias, sino que a las universidades se le exigen que tienen que invertir más en éstas, dejando a un lado humanidades.

En el sistema educativo, se ha elegir si se estudia Ciencias o Humanidades a una edad excesivamente temprana. Esto hace que, los alumnos que eligen Ciencias, dejen de estudiar materias relacionadas con las humanidades. Dado que se hace a una muy corta edad, estos alumnos no alcanzan a tener una base suficiente. Si le sumamos que todo el sistema les empuja a estudiar Ciencias, el resultado es que ,cada vez más, se pierde el conocimiento en estas materias.

Esto consigue que los niños, cuando salen del sistema educativo, pueden ser grandes especialistas en su área, pero no tienen una base en temas básicos de cultura general, como pueda ser Historia. Además, no tienen una base para ser críticos, pueden ser manipulables, etc.

Mi opinión es que debemos darles más importancia a las humanidades. Es decir,  lo que hoy es necesario puede tener fecha de caducidad y no ser importante en el trascurso de los años. Sin embargo, las humanidades siempre son importantes.

Las Humanidades son la base de nuestra especie. Debemos trasmitir de generación en generación la cultura, la lengua, la historia, el arte,etc. Wilson en su libro “The Meaning of Human Existence”, lo explica con un magnífico ejemplo:

Imaginar que un extraterrestre llegase a la Tierra. ¿Qué necesita para aprender de la raza humana?

¿La última aplicación creada para Android? ¿El último modelo de SmartPhone? Lo que realmente necesitaría aprender es lo que nos distingue como especie, nuestra historia, lengua, costumbres, etc.

Conclusión: Debemos dar importancia a las humanidades y devolver su espacio en el sistema educativo, para que el alumno se pueda expresar bien, argumentar y tener una mente abierta y critica ante las distintas situaciones que se puede encontrar a lo largo de la vida.